Cuentos que nos ayudan a crecer

Alguien que no te evita un minuto de sufrimiento, no merece

Precioso cuento cuya moraleja nos dice que no devemos vendernos a quien no es digno de nuestro amor porque lo que alguien que no te evita un minuto de sufrimiento no merece tu amor………

Escrito por Piedad | 30 de Octubre de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Cuentos que nos ayudan a crecer y Videos que nos ayudan a crecer |

Taller de Constelaciones Familiares en Murcia

Terapia de Constelaciones Familiares   
Talleres en Murcia

Taller de constelaciones Familiares el domingo 19 de Diciembre de 2010
a las 10 de la mañana en Murcia centro.

Impartido por María Rogel, especialista Universitario en Constelaciones Familiares y en técnicas de Gestalt.

Las Constelaciones familiares se realizan en Talleres Grupales, que hacemos como norma general una vez al mes.
O si la persona lo prefiere, también se puede efectuar en  Sesión Individual.

Cada persona, a través de una consulta telefónica o de un correo electrónico puede decidir que  modalidad es de su preferencia
Para hacer reserva de plaza o cualquier duda sobre esta terapia, llama al teléfono 619508885. O escribe un mail a [email protected]

¿A quién va dirigido? ¿A quién le puede interesar?
 ¿En qué me puede ayudar?…
¡¡Infórmate llamando sin compromiso!!
Es importante llamar con antelación porque se constelará por
Orden de reserva.

 Que es una constelación familiar?

Desarollo de una constelación familiar

Quien se puede beneficiar de una constelación familiar?

Hechos que rompen el equilibrio familiar

Principio y ordenes mas importantes del sistema familiar

Escrito por Piedad | 5 de Diciembre de 2010 | 0 comentarios
Categorias: Constelaciones Familiares y Cuentos que nos ayudan a crecer |

La integridad

Se dice que cierto día salieron a pasear juntas la Ciencia, la Fortuna, la Resignación y la Integridad.
Mientras caminaban dijo la Ciencia:
Amigas mías, pudiera darse el caso de que nos separáramos unas de otras y sería bueno determinar un lugar donde pudiéramos encontrarnos de nuevo.
A mí, podréis encontrarme siempre en la biblioteca de aquel sabio Dr. X, a quien, como sabéis, siempre acompaño.
En cuanto a mí expresó la Fortuna – me hallaréis en casa de ese millonario cuyo palacio está en el centro de la ciudad.
La Resignación dijo por su parte:
A mí podréis encontrarme en la pobre y triste choza de aquel buen viejecillo a quien con tanta frecuencia veo y que tanto ha sufrido en la vida.
Como la Integridad permanecía callada, sus compañeras le preguntaron:
Y a ti, ¿dónde te encontraremos?
La Integridad, bajando tristemente la cabeza, respondió:
- A mí, quien una vez me pierde jamás vuelve a encontrarme.
“Quien pierde su integridad y su honradez lo ha perdido todo”.

Anónimo

La roca

 

Un hombre dormía en su cabaña cuando de repente una luz iluminó la habitación y apareció Dios.
El Señor le dijo que tenía un trabajo para él y le enseñó una gran roca frente a la cabaña.
Le explicó que debía empujar la piedra con todas sus fuerzas.
El hombre hizo lo que el Señor le pidió.
Por muchos años, día a día, desde que salía el sol hasta el ocaso, el hombre empujaba la fría piedra con todas sus fuerzas… y ésta no se movía.
Todas las noches el hombre regresaba a su cabaña muy cansado y sintiendo que todos sus esfuerzos eran en vano.
Como el hombre empezó a sentirse frustrado, Satanás decidió entrar en el juego trayendo pensamientos a su mente:
“Has estado empujando esa roca por mucho tiempo, y no se ha movido” Le dio al hombre la impresión que la tarea hazque le había sido encomendada era imposible de realizar y que él era un fracaso.
Estos pensamientos incrementaron su sentimiento de frustración y desilusión.
Satanás le dijo:
“¿Por qué esforzarte todo el día en esta tarea imposible?
Sólo haz un mínimo esfuerzo y será suficiente” (Leer más…)

Sabiduría india

 

Un viejo cacique de una tribu estaba charlando con sus nietos, acerca de la vida.
Él les dijo:
Una gran pelea está ocurriendo dentro de mi … es entre dos lobos.
Uno de los lobos es … el resentimiento, la inferioridad, el miedo, la maldad, la avaricia, la mentira, el egoísmo, la envidia, el rencor, la culpa, el dolor, la ira.
El otro lobo, es … la paz, el amor, la bondad, la alegría, la gratitud, la sencillez, la esperanza, la serenidad,
la humildad, la compasión, la sinceridad, la misericordia, la generosidad.
Y después agregó:
“Esta misma pelea está ocurriendo dentro de ustedes y dentro …    de todos los seres de la Tierra.”
Los niños pensaron por unos instantes y uno de ellos preguntó a su abuelo:
- “¿Y cuál de los lobos crees que ganará?”
El viejo cacique respondió simplemente…
- “El que alimentes”…

Autor Desconocido 

Psicología: el divorcio empeora la salud

Los científicos demostraron que un buen matrimonio es un arma importante para el cuidado de nuestra salud. La investigación sacó a relucir que los hombres y mujeres separados o viudos están propensos a sufrir alguna enfermedad cardiovascular, cáncer o diabétes. El dolor que provoca una separación o divorcio tiene consecuencias psíquicas y físicas, como también con la conexión corazón y longevidad.

Esto es importante porque muchas personas piensan que si se divorcian al tiempo se vuelvena casar y recuperan su salud, en realidad ésto no es así, porque toda separación cuenta con un estadío previo que está lleno de peleas, discusiones, estrés y desgaste del organismo.

Cuando decidimos volver a casarnos, ésto representa una alegría, un desafío, se animan a reincidir otra vez estén alejados de sufrir depresión, en el caso de una persona que enviudó, sucede al revés, el conyuge que quedó vivo perece al poco tiempo o enferma severamente o pierde las ganas de vivir.

La separación es una causa de inclinación en la felicidad porque los conyuges se sienten abatidos o menos felices después del divorcio que durante el matrimonio. Hablando más allá de la inestabilidad que se mantiene durante el divorcio, para algunas personas lo más complicado es enfrentar y superar dicho momento, y darse cuenta que la relación terminó.

Cosas del amor, la belleza del alma

Un día encontró el amor, se entregó con cuerpo y alma, olvidó miedos, odios, rencores, recuperó la fe, la confianza. Todo resultó ser más bello había sol aún cuando llovía, simplemente por la magia del amor, cambió radicalmente, dejó atrás actitudes egoístas, palabras que ofendían, y descubrió la belleza de un momento feliz.

Entendió el por qué  la fraternidad es una pureza y empezó a decubrir que existen hombres buenos, niños que ríen a pesar de que algunos pasan hambre, que hay hombres malos, y pensó que tenía que dedicarse a ello desde su nueva felicidad y entonces por esa magia se descubrió a sí misma, como un ser que vale,que es cálido y solidario.

A partir de ese momento comenzó la lucha por ayudar, por compartir. El amor la había hecho más grande, más solidaria, porque es el amor verdadero, no una imitación falsa y egoísta, que la obliga a pensar, a estar siempre a la defensiva, en la sospecha.

Porque es un amor sin sombras que puede brindarse en amistad, con ternura, solidaridad, ser ella misma, integra, mujer, valiosa, sin limitaciones, sin miedos.

Cuentos que nos ayudan a crecer

Amor, Camino, Viento

¿Adónde se va lo que se fue?, he llorado, ¿y dónde se fue?, no dejó huellas en su camino, nada se pierde, todo queda volando sutilmente en el espacio, como las aves con sus alas de algodón, ¿te hace acordar a alguien que conociste?, y esa nube que se aproxima ¿no está hecha de dolor de alguien que sufre?

La música  se forma con los trinos de los pájaros, las caricias son el cesped por donde correteamos descalzos, echados al sol, los besos son la suave bufanda que nos protege.

No podemos contaminar al mundo con malas palabras, con rencores, venganzas, indiferencia, la tristeza parece la neblina de nuestros amaneceres, nuestro llanto son los truenos, el viento la desazón, no queremos que ese desamor nos enfrente, no queremos que las flores se marchiten.

Para ésto necesitamos cuidar la voz y las palabras, porque todo lo que se lleva el viento, éste lo sopla para donde él se le antoja, tu lo escuchas, pero ignoras dónde va, de dónde viene.

Indios Cherokee

RITO INDIO

¿Conoces la leyenda del rito de pasaje, de la juventud de los indios Cherokee?
Su padre le lleva al bosque, con los ojos vendados y le deja solo.  Él tiene la obligación de sentarse en un tronco toda la noche y no quitarse la venda hasta que los rayos del sol brillan a través de la mañana.
Él no puede pedir auxilio a nadie. Una vez que sobrevive la noche, él ya es un hombre.   Él no puede hablar a los otros muchachos acerca de esta experiencia, debido a que cada chico debe entrar en la masculinidad por su cuenta.


El niño está naturalmente aterrorizado. Él puede oír toda clase de ruidos. Bestias salvajes que rondan a su alrededor. Quizás algún humano le puede hacer daño.  Escucha el viento soplar y la hierba crujir, él sentado estoicamente en el tronco, sin quitarse la venda. Ya que es la única manera en que podrá llegar a ser un hombre.
Por último, después de una horrible noche, el sol aparece y al quitarse la venda, es entonces cuando descubre a su padre sentado junto a él. Su padre veló toda la noche, para proteger a su hijo del peligro.
Así, nosotros tampoco estamos nunca solos. Aun cuando no lo sabemos, siempre hay alguien que está velando por nosotros, sentado en un tronco a nuestro lado.
Cuando vienen los problemas, lo que tenemos que hacer es sólo confiar.

Autor Desconocido

Escrito por Piedad | 24 de Julio de 2009 | 0 comentarios
Categorias: Cuentos que nos ayudan a crecer y General y Relatos que nos ayudan a crecer |

Los dos caballos

En la calle de mi casa hay un terreno de pastura. Dos caballos viven allá.
De lejos parecen caballos como otros caballos, pero cuando se miran bien, se  percibe que uno de ellos es ciego.
Aún así el dueño no se deshizo de él y le consiguió un amigo, un caballo más joven.
Si  prestas atención, oirás una campana.
Buscando de donde viene el sonido, verás que hay una pequeña campana en el cuello del caballo menor.
Así el caballo ciego sabe dónde está su compañero y va hasta el.

Ambos pasan los días comiendo y al final del día el caballo ciego sigue a su compañero hasta el establo.
Y tú percibes que el caballo con la campana está siempre mirando si el otro lo acompaña y, algunas veces, para y así el otro puede alcanzarlo.
Y el caballo ciego se guía por el sonido de la campana, confiando que el otro lo está llevando por el camino cierto.
Como el dueño de estos caballos no se deshace de nosotros porque no somos perfectos, o porque tenemos problemas o desafíos.
El cuida de nosotros y hace que otras personas vengan a nuestro auxilio cuando precisamos.
Algunas veces somos el caballo ciego guiado por el sonido de las de aquellos que Dios coloca en nuestras vidas.
Otras veces somos el caballo que guía, ayudando a otros a encontrar su camino.
Y así son los buenos amigos. Tú no necesitas verlos, pero están allá.

Por favor oye mi campana.
Yo también oiré la tuya.

Autor desconocido

Escrito por Piedad | 3 de Julio de 2009 | 3 comentarios
Categorias: Cuentos que nos ayudan a crecer |
Artículos más antiguos »